Conociendo los países bolivarianos

Los países bolivarianos integran la llamada “región bolivariana”. Estos países pertenecen al continente latinoamericano y son:

  • Bolivia
  • Colombia
  • Ecuador
  • Panamá
  • Perú
  • Venezuela

La relación entre estas naciones es muy estrecha y se ha reforzado por alianzas relacionadas con los ámbitos económicos, sociales y políticos.

En la actualidad, el término de países bolivarianos surge como una idea de fortalecer y revivir aquel ideal de integración de las naciones latinoamericanas propuesta por Simón Bolívar, para que unidas puedan luchar o defenderse en lo económico, político y social contra ese gran aparato que representa América del Norte, principalmente por la influencia de Estados Unidos.

Uno de los Jefes de Estado que impulso esta iniciativa de unir a la “gran nación Latinoamericana” fue Hugo Chávez, ex mandatario de Venezuela, quien logró integrar al proyecto a  Bolivia y Ecuador, pero no a los países restantes de Latinoamérica.

El planteamiento de Chávez fue la necesidad de una unidad de territorio y cultura bajo el ideal de Simón Bolívar. Pero los restantes presidentes de los demás países no coinciden en algunos aspectos políticos con esa idea, motivo por el cual no aceptan integrar el plan bolivariano.

La historia de los países bolivarianos parte de aquel ideal de Bolívar de la unión latinoamericana, quien durante sus luchas en el continente, realizó esfuerzos para lograr la integración en una sola república, la de Colombia, la cual es conocida histórica y geográficamente, como la Gran Colombia. La Gran Colombia tenía un modelo unitario y albergaba a tres países: Colombia, Panamá y Venezuela. Posteriormente se adhirió Ecuador, entonces llamado Departamento de Quito. Bolivia lleva ese nombre en honor al caudillo, el cual obtuvo la emancipación de ese país en 1825.

Perú nunca se integró al proyecto de Simón Bolívar, pero tras librar las Batallas de Ayacucho y Junín, en 1824, consiguió que España firme la independencia peruana, consiguiendo así el plan hincado por José de San Martín en 1821.

Central de vacaciones