Guía para visitar Londres

londres

Londres es la capital económica y política de todo Reino Unido. Forma parte de los destinos turísticos más populares debido a la gran cantidad de opciones que hay para conocer, culturalmente, e históricamente hablando. Ir a Londres es la única manera de conocerla bien, ya que no hay textos que describan a cabalidad lo que esa ciudad es capaz de ofrecer a los visitantes.

Esta acogedora ciudad tiene algo que engancha a cualquier visitante, y es que su encanto viene de la diversión, los colores, las luces, y toda su cultura. Londres puede enamorar a sus visitantes primerizos, así como también a todas aquellas personas que fueron a conocerla, y no pueden dejar de ir cada cierto tiempo. Allí, toda persona podrá sentirse mínima al visitar el gran Big Ben, observar todo el panorama de la ciudad desde el London Eye, o ser parte del público del Cambio de Guardia que se suele realizar en frente del Palacio de Buckingham.

Para ir a Londres, primero se debe planificar el viaje. Esto incluye juntar la documentación necesaria para entrar al país, la cantidad de dinero suficiente, y el sitio donde se alojará la persona. También conviene chequear el clima de la fecha del viaje, para organizar el vestuario a utilizar, y no llegar desprevenidos.

Existen algunos países que no requieren de una visa para ingresar al Reino Unido, y estar libremente e Londres. Estos países corresponden a todos los que forman parte de la Unión Europea: Austria, Alemania, Bulgaria, Bélgica, Dinamarca, Chipre, Eslovenia, Eslovaquia, Estonia, España, Francia, Finlandia, Hungría, Grecia, Italia, Irlanda, Lituania, Letonia, Malta, Luxemburgo, Polonia, Países Bajos, Rumania, República Checa y Suecia. También pueden ingresar sin visa Noruega, Islandia y Liechtenstein, por formar parte del Espacio Económico Europeo.

Además de eso, ciudadanos de Taiwán, Macao y Hong Kong también pueden ir a Londres, o a cualquier ciudad de Reino Unido, sin necesidad de solicitar una visa, siempre y cuando la estadía sea menor a seis meses.

La imagen de que Londres es una ciudad lluviosa, con la mayor parte de sus días nublados, no está tan lejos de lo que es realmente. Sin embargo, es usual que en un mismo día, el clima sea nublado y lluvioso, pero también soleado y un poco caliente, aunque ninguno de los casos sea extremo.

Como las lluvias están presentes durante la mayor parte del año, es conveniente llevar siempre un paraguas, por si acaso. Las lluvias no suelen ser fuertes, sino más bien ligeras, pero que se extienden a lo largo del día.

El clima general de Londres se clasifica como templado, por lo tanto, no se presentan temperaturas extremas, ni calientes ni frías. Durante los meses que se encuentran entre diciembre y marzo se suelen presentar las temperaturas más frías, que oscilan entre los 0 y los 8 grados centígrados. Las temperaturas más cálidas se encuentran en los meses de julio y agosto, donde se puede disfrutar de unos 17 grados centígrados.

En cuanto al idioma, el oficial es el inglés, y no es muy usual encontrar otras personas (en locales comerciales, por ejemplo) que hablen otro idioma como el español, no obstante, probablemente en las calles sí se podrá escuchar a algunas personas hablando en otros idiomas, ya que Londres es una ciudad muy visitada por personas de todos los países.

La moneda utilizada es la libra esterlina, al igual que en el resto de los países del Reino Unido. Para los visitantes, es recomendable realizar los pagos con tarjetas de crédito, en la medida de lo posible, ya que de esa manera estarán bajando los costos de comisiones, ya que suele ser del 1%.

No es tan necesario llevar dinero en efectivo todo el tiempo, ya que una gran cantidad de productos y servicios se pueden pagar con tarjetas. Un ejemplo de ello, es el pago del metro con tarjeta de crédito.

Si lo que desean los visitantes es cambiar su dinero, pueden hacerlo directamente en cualquier casa de cambio, o en una gran cantidad de hoteles. Resulta muy práctico retirar libras esterlinas desde los cajeros automáticos, si la persona tiene la posibilidad de hacerlo.

Quienes desean ir a Londres, deben considerar que es una ciudad algo costosa. Esto se puede ver reflejado en los costos del transporte, y del alojamiento, que en la mayoría de los casos no baja de las 90 libras esterlinas para habitaciones doble, en hoteles ubicados en el centro de la ciudad. Sin embargo, realizando buenas búsquedas, y reservando con un tiempo considerable, se puede ahorrar mucho más. Como ventaja en este aspecto, se tiene que gran parte de las atracciones turísticas de la ciudad son gratuitas.

Se puede llegar a Londres por diversos medios. Es una ciudad muy bien comunicada con el resto de los países europeos que la rodean, por lo que se encuentran varias opciones: en autobús, en auto, tren, avión, o en barco. Es importante tomar en cuenta que una de las mejores maneras de movilizarse en Londres, es en su transporte público.

Las opciones para movilizarse dentro de la ciudad son: taxis, aunque son costosos; los autobuses, aunque pueden no ser la opción más veloz; el metro, cuenta con 11 líneas, y es la mejor manera si la persona recorrerá distancias grandes; bicicleta, la cual pueden alquilar en algunos puntos de la ciudad. También se encuentra la opción de adquirir bonos de transporte, para ahorrar algo de dinero en pasajes del transporte público. Las más conocidas son la tarjeta Oyster, y la Travelcard. La primera es la mejor para los residentes de la ciudad, y la segunda, para los visitantes, ya que luego de un pago, tienen acceso a movilizaciones ilimitadas.

Las atracciones turísticas en Londres son muy variadas. A continuación se presentarán opciones de lugares y actividades a realizar, dispuestas a complacer todos los gustos.

En primer lugar, encontraremos los sitios imprescindibles para visitar al ir a Londres. Estos son:

El Palacio de Buckingham: donde reside la Familia Real de Reino Unido. En la actualidad, vive allí la reina Isabel II.

La Torre de Londres: a pesar de que fue un sitio que causaba terror a todas las personas que la visitaban, durante 900 años, hoy en día es uno de los lugares turísticos más populares.

El Palacio de Westminster: es una estructura que tiene adentro a las cámaras del Parlamento de Reino Unido.

La Abadía de Westminster: corresponde al templo más reconocido y más antiguo de toda Londres.

La Catedral de San Pablo: es la Basílica más grande del mundo, luego de la Basílica de San Pedro, ubicada en Roma.

Otros sitios de interés, donde se puede conocer una cara distinta de la ciudad, y disfrutar de actividades culturales, o comerciales (ir de compras), son los siguientes:

Chinatown: los primeros locales que se encuentran acá, surgieron a mediados del siglo pasado. Es el barrio chino de la ciudad.

El London Eye: es un monumento característico de Londres. Desde sus alturas se puede apreciar gran parte de la ciudad. Su construcción data del año 2000, con la finalidad de darle la bienvenida al nuevo milenio.

El Big Ben: es el ícono más reconocido de Londres.

El Tower Bridge: también es uno de los iconos de la ciudad, debido a su gran belleza arquitectónica, y la historia que posee.

Picadilly Circus: representa la plaza más famosa de la ciudad, y es un punto de encuentro ideal para turistas y residentes.

Covent Garden: actualmente, es uno de los distritos más encantadores de la ciudad. Cuenta con un mercado con una vista privilegiada de Londres.

Además de eso, también se considera tradicional presenciar el cambio de guardia que se realiza en el Palacio de Buckingham, por todo su protocolo. Dura 45 minutos aproximadamente todo el proceso.

El ayuntamiento de Londres: es otro de los edificios emblemáticos de la ciudad. Posee un diseño arquitectónico moderno, creado por Norman Foster.

Los alrededores de la ciudad tienen paisajes impresionantes que vale la pena conocer, si aún queda tiempo en el itinerario. Se puede hacer un recorrido en autobús, o dirigirse a algunos puntos y disfrutar de un día diferente. El Epping Forest es un ejemplo de ellos. Este lugar es un bosque, ubicado hacia el noroeste de Londres, que pertenece a la realeza.

Otras opciones naturales para visitar en Londres, son:

  • El Hyde Park.
  • El parque de St. James.
  • El Regent’s Park.
  • Los Jardines de Kensington.
  • El Greenwich Park.
  • El Holland Park.

La cantidad de parques al aire libre son muchas. Si se desea visitar alguno, conviene revisar sus actividades, y crear un itinerario para poder aprovechar al máximo la estadía en Londres. Generalmente, estos lugares son ideales para hacer picnics, y observar un lado diferente del ritmo movido de la ciudad.

Para la vida nocturna, los lugares más populares, suelen ser:

Mayfair: corresponde a un barrio ubicado en el centro de la ciudad. Es uno de los más prestigiosos y costosos. Cuenta con una vida nocturna bastante movida.

Camden: es una zona ubicada hacia el norte de Londres. Está llena de bares, restaurantes y discotecas.

Soho: es una zona que forma parte de las paradas obligatorias para los visitantes de Londres. También se encuentra ubicada en el centro de la ciudad, y posee una gran cantidad de bares, y restaurantes.

East London: como su nombre lo indica, está ubicada hacia el este de Londres. Culturalmente es muy atractiva, y también es ideal para jóvenes que deseen disfrutar de una vibrante vida nocturna.

Londres es la capital política y económica del Reino Unido, siendo esta una de las ciudades más visitadas en el mundo por el carácter especial y cosmopolita que tiene. Londres tiene algo que a uno lo engancha y nos gusta, es diversión, cultura, luces y color. En Londres podrás ver la inmensidad del Big Ben, tener el mundo a tus pies en el London Eye o presenciar el cambio de guardias del Palacio de Buckingham.

A continuación te dejaremos algunos de los lugares imprescindibles a la hora de hacer Turismo en Londres.

El Museo Británica: es internacionalmente conocido el Museo Británico, en el cual se exponen obras de la humanidad, desde la prehistoria hasta la época moderna de todo el planeta. Entre las obras, destacan la piedra Rosetta, las esculturas del Partenón y las momias de la colección del antiguo Egipto. Entre los lugares más destacados también se encuentran la Sala de Lectura, el cual era un lugar muy visitado por Carl Marx. La entrada al museo Británico es libre y gratuita para todos sus visitantes.

Tate Modern. Se encuentra asentada en la orilla del río Támesis, majestuosa se levanta la Tate Modern, el museo nacional de Gran Bretaña de arte moderno y contemporáneo. Este lugar, es de un aspecto único, porque antes fue una central eléctrica. En el interior se encontrará el visitante que hace turismo en Londres exposiciones temporales de grandes artistas. En los restaurantes que se encuentran en la galería podrás tener una maravillosa vista de la city londinense. Esta es la gran catedral del arte internacional. Entre los artistas que se pueden encontrar están Frida Kahlo, Kandinsky, Whiteread, etc. La entrada al lugar es gratuita.

La Galería Nacional. Esta es la llamada joya Trafalgar Square, la cual es un edificio grande, que se encuentra repleto de pinturas europeas en los siglos XII a XIX. Podrás encontrar obras de grandes artistas mundiales como Van Gogh, da Vinci, Botticelli, Constable, Renoir, etc. En el encontrará un trayecto por el pasado de la capital, descubriendo el Londres prehistórico, viendo como fue mutando la ciudad por la influencia romana y sajona, con lo que fue Londres en la Edad Media, pudiendo llegar también a ver los años en que fue asolado por guerras civiles, pestes y también incendios. La entrada es gratuita.

Museo de Historia Natural. Este museo además de contar con la exposición permanente de dinosaurios, tiene una colección de animales grandes, como así también altos y curiosos de todo el mundo. En el museo vas a poder ver una ballena de tamaño natural, una araña que data de hace 40 millones de años. Es un museo donde hay ciento de exposiciones únicas e interactivas, además de que es en uno de los edificios más lindos de Londres. El museo te ofrece un programa que es muy variado de exposiciones temporales y de eventos, donde podrás unirte a los expertos en el Estudio Attenborough de alta tecnología del Centro Darwin a fin de debatir sobre la ciencia y la naturaleza en la actualidad. El museo tiene entrada gratis.

London Eye. La noria Coca-Cola London Eye se encuentra céntricamente ubicada, justo en el corazón de Londres, girando sobre el río Támesis, justo frente a las casas del Parlamento y del Big Ben. Esta noria, tiene unos 135 metros, la que la vuelve la noria voladiza más alta del mundo, el cual representa a la capital y que resulta un ícono global. En la London Eye, tendrás vistas de 360 grados de la capital, siendo este lugar la atracción más visitada por el Turismo en Londres, durante los últimos 10 años. Una vuelta de cada una de las cápsulas que la forma, tarda aproximadamente unos 30 minutos, dando una perspectiva cambiante de la ciudad. Dentro de cada cápsula los guías que resultan interactivos, permiten que se exploren los distintos puntos de la ciudad en varios idiomas. La vuelta en la Coca – Cola London Eye te elevará como para poder ver a hasta 40 kilómetros de distancia en un día claro. Además con tu entrada, tendrás gratis la posibilidad de aprovechar la experiencia 4D, donde verás cómo Londres cobra vida a través de perspectivas únicas y de efectos especiales multisensoriales, como viento, burbujas y aromas. Se puede solicitar la reserva para el lugar a través de la web, teniendo un costo para los adultos de 20,70 libras, mientras que para los niños es a partir de 14 libras.

Museo de Victoria y Alberto. Este museo celebra 3000 años de arte y diseño donde podrás apreciar artefactos de todo el mundo, desde pinturas, muebles, esculturas, artículos textiles, entre otras cosas más. La entrada es libre y gratuita.

Torre de Londres. Este es uno de los edificios más famosos del mundo, con unos 900 años de historia como palacio de la realeza, como prisión, lugar para las ejecuciones, arsenal, sala de joyas y un zoológico. Podrás observar la torre blanca, ingresar a una habitación de un rey del medioevo, además de maravillarte con las joyas de la corona. Podrás tener una visita guiada con los Yeoman Warders, que son los guardianes de la torre, siendo ella una de las más protegidas en el mundo. Puedes reservar tu entrada por internet, con un precio para adultos desde 22 libras y para niños desde 10 libras.

Madame Tussauds London. En este museo podrás conocer a las personas más famosas de todo el mundo. Podrás conocer desde Shakespeare hasta a Lady Gaga, pasando por personas más influyentes en el mundo del espectáculo, de los deportes, la política, como así también la realeza. Podrás posar por ejemplo con Usain Bolt, Brad Pitt, o tener una audiencia con Su Majestad la Reina. Las entradas se consiguen desde 31 libras para los adultos y 25 libras para los niños.

Estos son solo algunos lugares que podrás conocer y admirar en una ciudad tan fascinante y con tantas aristas como ofrece Londres. El turismo en Londres puede ser muy variado y para todos los gustos, y sobre todo económico, siendo muchos de los lugares gratuitos para su visita por el turista.

 

Central de vacaciones