Las mejores playas de alicante, El paraíso del Mediterráneo

 

El sol no se esconde en Alicante

Es una de las pocas ciudades españolas donde el buen tiempo se mantiene cerca de 300 días al año. Rayos de sol por doquier y una temperatura media anual de 17°C convierte a Alicante en una comunidad que no tiene desperdicio alguno. Su clima garantiza que ningún día se podrá desperdiciar dentro de las paredes de la habitación del hotel, pues fuera de ellas existen lugares que merecen ser conocidos por todos los visitantes.

Con uno de los aeropuertos más importantes del país, esta ciudad cuenta con una valiosa actividad económica que garantiza el desarrollo del comercio. Por lo tanto, los números restaurantes, shopping y centros recreacionales están a la disposición de cualquier persona para garantizarles momentos de mucho entretenimiento.

Playa, sol y diversión

Pero eso no es solo lo que allí te puedes encontrar, las playas de aguas blancas y cristalinas son las protagonistas de paisajes exuberantes que están al alcance de cualquier mortal. La Provincia de Alicante cuenta con 218 kilómetros de pura costa y muchas de ellas están en su capital o a escasos minutos de ella.

Para una combinación perfecta y para que no te arrepientas del viaje, es necesario que pruebes su rica gastronomía, platos típicos que te dejarán con ganas de más. Por ejemplo, el arroz meloso que no es paella como muchos creen sino una mezcla ideal de gambas, mero, verduras, bogavante y tinta de sepia que lo han convertido en el dios de la cocina tradicional.

Y si por casualidad las fechas coinciden con la semana del 19 al 24 de junio ya estás hecho, pues te esperan cinco días de adrenalina y diversión. En esta semana se llevan a cabo actividades de jolgorio, desfiles, fuegos artificiales y mucha pólvora.

Sin dudas, el sol no se esconde en Alicante y esto es lo que da inicio a las innumerables actividades turísticas que allí se pueden hacer. Es una ciudad que depende de los rayos del sol para garantizar el disfrute y la diversión a sus habitantes y a todos sus turistas

Con sus muchos kilómetros de playas y un cielo azul durante casi todo el año, Alicante es el lugar perfecto para ponerse en contacto con el Mediterráneo. Cada año miles de turistas que visitan la ciudad de la luz, atraídos por su sabor español y numerosas playas impresionantes.

 

En la ciudad contamos con la playa del Postiguet, aun  minuto a pie del ayuntamiento se encuentra en la base del cerro Benacantil custodiado por el impresionante Castillo de Santa Bárbara. Aquí puede disfrutar del sol, tomando un café o un helado en un ambiente relajado. También hay zonas de juegos para los niños, terrenos de vóley playa e incluso un gimnasio al aire libre para las personas mayores. De vez en cuando, hay acontecimientos al aire libre, tales como conciertos de música.

Otra playa que es una de las mejores y más hermosas de la Costa Blanca y quizás de toda España, es la Playa de San Juan. Año tras año, se le otorga la bandera azul, lo confirma su alto estatus. Con más de 7 kilómetros de largo y 80 metros de ancho, atrae a una gran cantidad de amantes del sol.

En el camino hacia la larga playa de San Juan, se puede encontrar una pequeña playa llamada la Albufereta. Está un poco escondida y rodeada de zonas residenciales. Por esa razón, esta suele ser más tranquila. En el extremo occidental de la playa se pueden ver los restos de los antiguos muelles romanos y detrás de la playa, en la parte superior de la colina, se puede descubrir las ruinas de la antigua ciudad.

Al sur de la costa de Alicante, a varios kilómetros de la ciudad y cerca del aeropuerto de Alicante, puede encontrar una playa de arena extraordinaria llamada Urbanova. De esta playa se puede disfrutar de impresionantes vistas hacia el puerto de Alicante y el castillo de Santa Bárbara. Situado entre dos áreas residenciales, esta playa no atrae a grandes multitudes, así puede relajarse, lejos del bullicio de la ciudad.

Central de vacaciones