Turismo en Castilla La Mancha

 

Castilla La Mancha se encuentra en el centro del territorio nacional y es el lugar del famoso personaje de ficción de Don Quijote de la Mancha, que se cree que lucho contra los gigantes imaginarios, que resultaron ser molinos de viento. Como está situado en el centro de la Península Ibérica, está dominada por una extensa meseta, aunque hay ciertos paisajes montañosos en algunos rincones de esta región.

Este es un buen lugar para pasar las vacaciones de paz y tranquilidad en medio de la naturaleza y por lo tanto muchas familias optan por Castilla La Mancha como lugar de descanso. Además podemos gozar se su increíble cultura y el patrimonio del que cuenta, desde villas centenarias, palacios, cortijos de caza real, castillos y torres medievales, puede estar seguro de tener una experiencia muy enriquecedora e increíble en este lugar.

En esta comunidad podremos visitar ciudades importantes como Toledo, el encantador Albacete y Cuenca, junto con muchos otros atractivos pueblos y rincones espectaculares.

Existen una serie de recorridos o rutas especialmente diseñadas para todos aquellos deseosos de conocer parte de la historia y cultura de esta maravillosa región, como La Ruta de los Pueblos Negros, la Ruta de los campos de azafrán, la Ruta de los Castillos y como no la increíble ruta de Don Quijote.

Si es un apasionado del mundo medieval, Cuenca es la ciudad a la que se tiene que dirigir, ya que ha sido declarada Patrimonio de la Humanidad por su increíble belleza y paisajes sorprendentes. Esta ciudad cuenta con uno de los mayores patrimonios históricos y culturales del país, como La catedral gótica impresionante, las Casas Colgadas y el espectacular Museo de Arte Abstracto. El gran castillo del siglo XV, el Belmonte se encuentra entre los monumentos nacionales más impresionantes de España.