Una experiencia entre acantilados llamada El Gran Cañón

Estados Unidos cuenta con una de las maravillas naturales más impresionantes del mundo, un lugar que con tan solo verlo por fotografías demuestra la imponencia de sus altos muros de roca. El Gran Cañón se encuentra ubicado (en su mayor parte) dentro del llamado “Parque Nacional del Gran Cañón” considerado como uno de los primeros parques de extensión natural, ubicado en Las Vegas.

Su creación es gracias al Río Colorado ya que su cauce excavó el terreno por más de 2 mil millones de años. Su grandeza es realmente increíble, con unas dimensiones de 446 kilómetros de longitud y una altura máxima 1.500 metros.

Durante todos los días del año recibe turistas de todas partes del mundo, incluso los mismos estadounidenses suelen visitarlo con frecuencia, cuando tienen unas vacaciones o en algún fin de semana para realizar alguna actividad familiar.

El Gran Cañón se encuentra dividido en tres secciones:

West Rim, es la parte oeste del Cañón y la más popular para los viajeros que visitan Las Vegas, se caracteriza por sus grandes acantilados, estrechos y con la máxima profundidad, que hasta quienes no sufren de vértigo lo tienen al momento de llegar a él. Además hace algunos años se realizó una impresionante construcción con el objetivo de ofrecer una mejor vista del parque, el Skaywalk, una pasarela de vidrio que permite a los visitantes encontrarse a 1.300 metros sobre el vacío.

South Rim se encuentra situada en el corazón del parque, geográficamente es una zona más despejada, irreal y con menores desniveles, sus poblaciones más cercanas son Phoenix, Las Vegas y Alburquerque.

En la parte norte del Gran Cañón se encuentra North Rim, es la menos visitada por estar más aislada y sus vistas son menos impresionantes que las otras dos. Habitualmente se encuentra cubierta de nieve por ser la zona de mayor altura y quienes deseen visitarla lo puede hacer sólo entre mayo y octubre.

Realmente no existe mucha información sobre las poblaciones que habitaron en el lugar, pero las fechas a través del carbono en pequeñas ramas del sauce en representación de animales han establecido que los restos hallados son de antes de 3mil años. En 1934 una expedición europea encontró evidencias de que los lugareños del sector fueron recolectores y cazadores.

A parte de sólo ir a observar los hermosos paisajes pueden realizarse otro tipo de actividades como el rafting y el excursionismo.

 

Central de vacaciones