Vacaciones en Granada

 

Visita Granada y sus magníficos monumentos y catedrales

Granada es una histórica ciudad española, capital de la provincia homónima y una de las ciudades más importantes de la comunidad autónoma de Andalucía. La ciudad fue en el pasado la capital de uno de los reinos árabes que había en la península ibérica, que luego fue conquistado por los reyes españoles por medio de su cruzada interna, con el fin de acabar con los reinos no católicos que había en la zona.

Gracias a esta tradición islámica, mezclada con las costumbres cristianas, la ciudad se ha convertido en un ejemplo de fusión arquitectónica entre dos mundos con creencias diferentes.

De todas las ciudades de España, tal vez ninguna casi ninguna es al mismo tiempo tan fascinante, hermosa, diversa y repleta de histórica como Granada. Descansando al pie de la increíble cordillera de Sierra Nevada, Granada goza de uno de los paisajes urbanos y naturales más trascendentes conocidos por el hombre. El Mar Mediterráneo y sus playas de aguas cristalinas se encuentran a menos de una hora de distancia.

Granada puede tener un paisaje similar a algunas otras ciudades, pero en definitiva no hay nada igual cuando se trata de la diversidad. Un viaje alrededor de los lugares increíbles y su impresionante historia de siglos de antigüedad y la evidencia que se encuentra hoy en día en todos los rincones de la ciudad, sitios como el Albaicín (erigido por los moros) y el Salmanca (de ascendencia española). La atracción más popular en Granada, sin embargo, es sin duda la famosa Alhambra, este palacio es de gran importancia histórica y religiosa para el Islam e innumerables árabes acuden a Granada cada año en peregrinación, para poner las manos en este sitio sagrado.

Granada estuvo bajo el control musulmán durante siglos, pero la Alhambra es uno de los pocos edificios árabes que quedan en perfecto estado de conservación. Esto se debe en gran parte a la adquisición de Granada por la Iglesia Católica. Una vez que el cristianismo se extendió en Granada, casi todos los edificios de temática islámica, estatuas y mezquitas fueron destruidas.

Una de las zonas más interesantes de Granada, es el área de el “Zaiden” es un barrio en el que viven más de cien mil personas y sin duda es el barrio más grande de Granada. Los mercadillos semanales son un espectáculo para la vista.

El mayor monumento de la ciudad

Granada gira en torno a la Alhambra, un imponente complejo de edificios que es considerado el mejor ejemplo de la antigua arquitectura islámica. Este imponente edificio fue la residencia oficial de los jeques árabes que ejercían su poder sobre lo que hoy es Andalucía. Estos reinos musulmanes tenían una paz con los reyes católicos, que durante años vieron a los musulmanes como una sociedad tranquila con la cual no entrometerse. Pero todo cambió cuando los reyes católicos comenzaron su cruzada por la península, acabando con todos los reinos que no fueran católicos, para así lograr que la península fuera una “nación no hereje”.

Cuando comienza la invasión y Granada cae, la Alhambra se convierte en la nueva residencia veraniega de los reyes católicos, por lo que se comienza un diseño nuevo del lugar para que los reyes no se sintieran intimidados por el estilo arquitectónico islámico. Esto hizo que el palacio se convierta en una fusión entre el mundo católico y el islámico. En la actualidad, el lugar se destaca por sus bellos jardines en lo alto de la ciudad, sus recámaras de estilo árabe antiguo, y los detalles de la construcción.

La cristianización de Granada

Como Granada era islámica y los reyes católicos muy devotos, una vez que se instalan en la ciudad, comienzan a convertir las mezquitas en iglesias y buscan imponer la religión católica como la única religión entre los ciudadanos. Durante este proceso de cristianización, se comienzan a construir importantes iglesias, entre la que se destaca la Capilla Real, lugar que los reyes católicos Isabel y Fernando ordenador construir para que fuera el último lugar de descanso de estos. En la actualidad, este lugar es uno de los sepulcros más populares del país, en parte porque en su interior descansan los reyes que convirtieron a España en un único reino católico.

La Catedral de Granada fue construida en el lugar donde estaba la antigua mezquita central de la ciudad, como una forma de eliminar todos los recuerdos del pasado islámico de la región. Esto hizo que la catedral se convirtiera en el centro cristiano más importante de la ciudad y hoy en día se considera emblema de la misma. En la catedral se puede visitar el museo cristiano, donde se muestra una excelente galería de arte católico, que fue durante años la inspiración de los artistas de la época, en parte por la imposición de los reyes del momento por alabar la religión por medio del arte.